Tecnología y Derechos

Ley de Servicios Digitales: la nueva regulación de los servicios en líneas debe aprender de los errores del RGPD

La Comisión Europea publica hoy la Ley de Servicios Digitales, una actualización legislativa largo tiempo esperada de todas las normativas de la esfera digital y del comercio electrónico.

por LibertiesEU
8521624548 fe3b21051d w

Al igual que el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), la Ley de Servicios Digitales (DSA, por sus siglas en inglés) generará un efecto indirecto más allá de las fronteras de la UE, pero es preciso aprender de la aplicación del RGPD en 2018, un hito reglamentario que se ha visto socavado por una aplicación deficiente.

"Este reglamento establecerá normas claras para los servicios en línea y mejorará la situación, pero es poco probable que sea un punto de inflexión si no se aplica adecuadamente. Otorgar a las autoridades la competencia para imponer grandes multas a los gigantes de la tecnología no significa ni que lo hagan, ni que vayan a aplicar las normas. La agencia irlandesa de protección de datos es un buen ejemplo: apenas ha hecho nada por cumplir con el RGPD. Lo que hay que hacer es capacitar a las personas usuarias para que puedan impugnar las decisiones de los gigantes de la tecnología, y las autoridades deben intervenir cuando se produzca un abuso. Asimismo, necesitamos mecanismos de transparencia más sólidos para comprender cómo funcionan las plataformas de internet, cómo planifican la publicidad y cómo eliminan el contenido, sería muy útil a la hora de aplicar la Ley de Servicios Digitales", señala Eva Simon, experta en incidencia política de Liberties.

La Ley de Servicios Digitales obliga a las plataformas en línea a eliminar de internet los contenidos que se consideran ilegales. Una cuestión que plantea todo tipo de interrogantes acerca del papel que juegan las plataformas en línea en nuestra democracia.“

"No podemos permitir en ningún caso que los gigantes de internet se conviertan en la policía en línea. Ya les hemos concedido demasiado poder en nuestra democracia, como para permitirles que decidan también lo que podemos ver en la red. Si tienen que elegir entre sus intereses comerciales y la protección de la libertad de expresión, estas empresas se inclinan claramente hacia lo primero: bloquear cualquier contenido que pueda entrañar el más mínimo riesgo de ser multadas", explica Eva Simon.

El discurso de Liberties replicado en la prensa internacional que cubrió el lanzamiento de la Ley de Servicios Digitales:

El Pais: Bruselas contra los gigantes tecnológicos: dejar atrás la impotencia sin caer en la prepotencia

Instant View: U.S. tech firms face new EU rules for business practices (en inglés)

AFP: Régulation européenne du numérique: les principales réactions (en francés)

NetzPolitik: 'Brutaler Kampf über die Beschränkung der Marktmacht der Internetgiganten' (en alemán)