Tecnología y Derechos

NJCM preocupado por los derechos humanos en el Pacto de Gobierno Rutte III

El grupo de Derechos Humanos NJCM está satisfecho porque el acuerdo de gobierno "Confianza en el Futuro" tiene en cuenta los derechos humanos, pero sigue habiendo motivos para estar preocupados.

por Nina Kesar
El partido VVD de Mark Rutte obtuvo la mayoría en el parlamento tras las elecciones de2017. (Imagen: Consejo de la Unión Europea)

El Comité Neerlandés de Juristas por los Derechos Humanos (NJCM) ha felicitado al primer ministro Mark Rutte por su nuevo gobierno y le ha ofrecido una revisión de las posiciones políticas de su gobierno respecto a los derechos humanos.

Aunque NJCM está satisfecho con el acuerdo de gobierno "Confianza en el Futuro", que da importancia a los derechos humanos en diferentes áreas, también expresa su preocupación. Algunos asuntos requieren especial atención, según NJCM: la protección de la privacidad, el respeto de los derechos humanos en la lucha contra el terrorismo, el derecho a un clima sostenible y algunas cuestiones relacionadas con la migración.

Privacidad

El acuerdo de gobierno trata temas relacionados con la privacidad y la protección de datos personales, como las medidas contra el terrorismo y la posibilidad de ampliar la investigación con ADN; la Ley de Servicios de Seguridad e Inteligencia; el proyecto de ley sobre modificación de la obligación de almacenamiento para los datos de telecomunicaciones; una licencia propuesta para los trabajadores del sexo y la lucha contra el fraude en la seguridad social. NJCM observa que a menudo hay una falta de garantías en la protección de la privacidad de las personas involucradas. La nueva Ley de Seguridad e Inteligencia ofrece la posibilidad, tan poco deseada, de que se puedan recopilar de forma masiva los datos de los ciudadanos de Países Bajos y del extranjero. Además, la nueva Indicación de Características de Riesgo (SyRI) tiene también amplias competencias sin suficientes garantías. Los perfiles de riesgo resultan especialmente problemáticos, pues constituyen un riesgo real de discriminación. NJCM está de acuerdo con las críticas del Consejo de Estado y las Autoridades de Protección de Datos.

El Consejo de Estado señaló en su dictamen sobre el SyRI "No hay apenas datos personales que no reúnan los requisitos para su procesamiento. Parece que la lista en lugar de tender a acotarse, pretende ampliarse lo más posible".

Algunas de las leyes mencionadas más arriba suponen un grave riesgo respecto del secreto profesional de, por ejemplo, médicos y abogados, la protección de las fuentes de los periodistas o la importante función social de las ONG. Además, el almacenamiento masivo de datos puede tener consecuencias terribles para la libertad de expresión e información.

Cuando hay una intromisión en la privacidad de los ciudadanos, las garantías legales son fundamentales. NJCM ha señalado de nuevo que una valoración previa hecha por un juez es la forma de supervisión más conveniente y acorde con la jurisprudencia europea e insta al gobierno a que codifique esto y otras muchas garantías.

Terrorismo

NJCM ha expresado ya en el pasado su postura crítica con respecto a la protección de los derechos humanos en la lucha contra el terrorismo. El aumento de diferentes medidas sin tener en cuenta su eficacia y la proporcionalidad de dicho aumento crea preocupación.

Este gobierno se ha comprometido a prolongar la detención provisional de los neerlandeses que fueron a Siria a luchar. También ha propuesto tomar muestras de ADN de los sospechosos de ataques terroristas. Sin embargo, los argumentos para tratar a los sospechosos de terrorismo de manera distinta no resultan convincentes. Otros delitos, como el abuso de menores, el tráfico de personas, el crimen organizado internacional y el fraude fiscal internacional también requieren de una investigación compleja y de autores potencialmente peligrosos.NJCM, por consiguiente, reclama al gobierno que justifique adecuadamente la necesidad de las enmiendas propuestas.

Países Bajos será sostenible

El acuerdo de gobierno menciona que Países Bajos tendrá una "política medioambiental ambiciosa". Recibimos con satisfacción esta afirmación. La protección eficaz contra los efectos negativos del cambio climático supone también un compromiso con los derechos humanos por parte del gobierno.

Este es el caso en particular de la extracción de gas en Groningen. La extracción irresponsable de gas es contraria al derecho a la vida, a la salud y a la vivienda. Este años, el NJCM, en representación de una coalición de varias ONG, informó sobre esta cuestión al Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales de la ONU. Este comité ha pedido al Gobierno neerlandés que tome medidas para garantizar la salud mental y física de las personas que viven en la región de Groningen, y también para que garantice la seguridad de sus viviendas. Se ha pedido también al gobierno que compense los daños sufridos y garantice que se evitarán futuros daños.

Por la misma razón, resulta preocupante que algunas aspiraciones en el acuerdo de gobierno no se hayan formulado con suficiente urgencia. Esto afecta por ejemplo a la medida propuesta para "cerrar todas las centrales de carbón en 2030". En la práctica lo que significa es que estas centrales permanecerán abiertas hasta 2030, lo que supone una gran carga para las ya restringidas futuras previsiones de emisiones de carbono.

La misma falta de urgencia se puede ver en la lucha contra el calentamiento global. El gobierno pretende reducir en un 49% las emisiones de gases de efecto invernadero, a pesar de que Países Bajos recomienda una reducción del 55% en la UE. Además, el gobierno quiere poder desviarse de este bajo nivel del 49%, aunque un nivel aún más bajo de emisiones se considera una opción de riesgo según el Acuerdo sobre el Clima de París.

NJCM insta al gobierno a que aumente su política del clima respetando los derechos humanos.

Migración

El gobierno tiene algunos planes para regular la migración, como el cierre de los acuerdos con los llamados "terceros países seguros" para regular el flujo migratorio a Europa.

NJCM recordó que este acuerdo, el Acuerdo UE-Turquía, fue duramente criticado por académicos y organizaciones, no solo por su falta de eficacia -los refugiados eligen otras rutas hacia Europa-, sino también porque socava los derechos humanos, incluido el derecho de asilo, la prohibición de la expulsión colectiva y la no devolución.

NJCM considera preocupante que el nuevo gobierno proponga cerrar más acuerdos de este tipo, y le pide que garantice los valores fundamentales del derecho de asilo.

Por último, NJCM quiere destacar algunos problemas sobre el alojamiento de los migrantes sin permiso de residencia. NJCM teme que la propuesta para ofrecer alojamiento solo durante dos semanas en uno de las ocho centros nacionales para extranjeros (LVV) no sea suficiente tiempo. En el caso Hunde en 2016, que se centró en la política de asilo neerlandesa, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos determinó que Países Bajos hacía lo suficiente para prevenir el trato inhumano (Artículo 3 del Convenio Europeo de Derechos Humanos). El Tribunal tuvo en cuenta el Centro de Acogida Restringido (VBL), el manifiesto "no es tu culpa" y la organización de los albergues municipales "cama, baño, comida".

Con esta sentencia en mente, cabe esperar que la construcción de los LVV en el nuevo acuerdo de gobierno no sea suficiente para prevenir una condena por parte del Tribunal de Estrasburgo. Naciones Unidas ha señalado además este año que el alojamiento para migrantes sin permiso de residencia deber respetar los derechos humanos.

NJCM pidió al gobierno que diseñara las residencias para migrantes sin permiso de residencia respetando los derechos humanos, para que nadie quede excluido.

Aquí puedes descargarte el texto completo, incluidas las notas al pie de página.