Observatorio de la UE

La legalización de la eutanasia en Italia sigue en punto muerto

El debate sobre la eutanasia se mantiene vivo en Italia, pero unos cuantos diputados de la actual alianza en el poder podrían marcar la diferencia.

por Andrea Biasini

Bloqueo legislativo

Continúan pendientes de debate en el Parlamento italiano tres proyectos de ley sobre la legalización de la eutanasia. El primero tiene su origen en una iniciativa ciudadana que se remonta a septiembre de 2013 y cuenta con el respaldo de la Associazione Luca Coscioni, miembro de la CILD (Comunità Italiana Libertà e Diritti Civili). El segundo proyecto de ley fue presentado por el izquierdista Partido Demócrata y el tercero fue redactado por un senador del Movimiento Cinco Estrellas. Un diputado de izquierda ha presentado una cuarta propuesta legislativa, aunque en virtud de este proyecto la eutanasia seguiría considerándose un delito penal.

El Parlamento sigue demostrándose muy tibio a la hora de abordar esta cuestión. Sin embargo, esta tendencia podría cambiar, dado el nuevo equilibrio político alcanzado tras las últimas elecciones.

La batalla continúa en los tribunales

El debate político sobre la eutanasia se ha reavivado tras el juicio contra Marco Cappato, tesorero de la Associazione Luca Coscioni, procesado por ayudar al DJ Fabiano Antoniani a viajar a Suiza para poner fin a su vida. La prestación de este tipo de asistencia sigue siendo delito en Italia. Sin embargo, el Tribunal Constitucional ha suspendido los procedimientos penales en este caso y ha exigido al Parlamento que adopte nuevas medidas legislativas sobre la eutanasia para septiembre de 2019.