Buenas noticias para la privacidad: el tratamiento masivo de datos de pasajeros va al TJUE

Un tribunal de distrito alemán ha remitido la Directiva sobre el registro de nombres de los pasajeros (PNR) al Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE). Es un paso importante para poner fin al tratamiento masivo de los datos de los pasajeros.

Esta medida fue apoyada por la organización Sociedad Alemana de Derechos Civiles (GFF), que ha estado luchando contra la Directiva PNR con una serie de juicios estratégicas.

En virtud de la Directiva PNR, desde mayo de 2018, las compañías aéreas de los Estados miembros de la UE están obligadas a transferir los datos de sus pasajeros a los organismos gubernamentales. Los datos PNR contienen varios elementos delicados, y la directiva implica que los datos personales de todas las personas que toman un vuelo internacional en Europa se almacenan y analizan de forma centralizada.

Vigilancia masiva de los pasajeros aéreos

GFF sostiene que la Directiva PNR viola el derecho a la protección de los datos personales y al respeto de la vida privada y familiar. La Directiva exige a las compañías aéreas que transfieran automáticamente sus registros de datos de pasajeros a las autoridades estatales. Estos registros de datos contienen una gran cantidad de información delicada, desde la fecha de nacimiento, los nombres de los acompañantes, las formas de pago utilizadas para la compra del billete de avión y un campo de texto sin especificar que las compañías aéreas rellenan ellas mismas.

Los datos los almacenan normalmente las autoridades policiales. En Alemania, la Oficina Federal de Policía Criminal tiene intención de comparar automáticamente en el futuro los registros de datos con "criterios" predeterminados (por ejemplo, criterios que describen el comportamiento en cuanto a vuelos de delincuentes registrados). Consecuentemente, cualquier persona cuyo perfil parezca sospechoso podrá esta sometida a un aumento de controles policiales o incluso detenciones. Esto se debe a que la tasa de error de los algoritmos será considerable.

Litigio estratégico ante el más alto tribunal europeo

En 2019, GFF junto con epicenter.works emprendió acciones legales contra la Directiva PNR ante los tribunales alemanes y austriacos. El objetivo era tumbar la Directiva PNR sometiendo el caso al más alto tribunal europeo. Como no es posible apelar contra una directiva directamente ante el TJUE, las denuncias se planifican estratégicamente para que los casos sean eventualmente remitidos al mismo. En Alemania, GFF está apoyando a varios individuos que han presentando denuncias contra la aerolínea Deutsche Lufthansa AG por la transferencia de datos de pasajeros a la Oficina Federal de Policía Criminal.

El 20 de enero de 2020, el Tribunal de Distrito de Colonia remitió el caso al TJUE debido a sus evidentes implicaciones para la legislación de la UE. Entre los denunciantes que han presentado cargos ante el Tribunal de Distrito de Colonia se encuentran Kathalijne Buitenweg, diputada neerlandesa, la activista alemana Kübra Gümüşay y la abogada Franziska Nedelmann.

El caso alemán forma parte de un panorama más amplio: en otro caso en Bélgica, el Tribunal Constitucional belga también sometió al TJUE la ley belga que implementa la Directiva PNR. Hasta ahora, varios tribunales nacionales han concluido que la Directiva PNR es probablemente incompatible con la Carta Europea de Derechos Fundamentales. Además, el TJUE ya ha puesto fin a un acuerdo similar sobre el PNR entre la UE y Canadá con su dictamen 1/15 de 26 de julio de 2017. Con el asunto remitido al TJUE desde varios lados, el tratamiento masivo de datos de pasajeros en la UE podría llegar a su fin.

La financiación principal del proyecto procede de Digital Freedom Fund.

Puedes encontrar más información sobre la campaña NoPNR en: www.nopnr.eu..