Tribunal belga confirma el derecho a publicar fotos de agentes de policía

El Tribunal de Primera Instancia de Bruselas ha dictaminado a favor de los organizadores de la exposición de fotos "Don't shoot" (No dispares) reconociendo el derecho a publicar fotografías sin pixelar de agentes de policía actuando en el espacio público.

La Liga de Derechos Humanos (LDH), ZinTV, el Colectivo Krasnyi y Frédéric Moreau de Bellaing (fotógrafo) organizaron este mes de noviembre la primera edición de "DON'T SHOOT" [No dispares], una exposición colectiva de fotografía con un objetivo tanto artístico como educativo.

La exposición muestra actuaciones de la policía contra los migrantes y los movimientos ciudadanos

Las fotografías muestran a la policía actuando en espacios públicos contra migrantes, movimientos sociales y ciudadanos organizados, y denuncia cómo se ha violado el derecho a la libertad de expresión y de reunión de estos grupos. La exposición también pretende abrir un debate sobre esta cuestión tan grave.

La policía inicia una acción judicial

En octubre, el distrito de policía de Bruselas y cuatro de sus miembros (que se reconocieron en algunas de las fotografías expuestas en la exposición) iniciaron una acción judicial contra las tres asociaciones. Los agentes alegaron que la exposición constituía una violación de su derecho a la intimidad, a controlar su imagen, a su honor y a su reputación, debido a que se les podía reconocer en las fotos que les muestran desempeñando sus funciones oficiales en un espacio público.

El tribunal de Bruselas dictamina que no se violó la privacidad de los agentes

El 24 de octubre, el Tribunal de Primera Instancia de Bruselas dictaminó que no existe ninguna justificación para prohibir la exposición de fotografías (no pixeladas) que muestran a agentes de policía trabajando. Esta decisión supone un alivio y una victoria para los organizadores de la exposición, y una gran victoria para la libertad de información de todos los periodistas y ciudadanos de Bélgica.

El Tribunal reconoce la importancia de la labor policial para la sociedad

En su fallo, el Tribunal reconoció los objetivos periodísticos y educativos de la exposición, así como la importancia del asunto clave en cuestión: la denuncia de la brutalidad policial, que es un asunto de interés público. El tribunal dictaminó que los agentes de policía se les considera personas públicas que dan su aprobación tácita para que sus imágenes sean grabadas con fines informativos. Por consiguiente, las fotos de los mismos presentes en la exposición no constituyen una violación desproporcionada de sus derechos. El tribunal asimismo reconoció que los medios de comunicación hacen una labor de vigilancia pues reflejan la realidad de las actuaciones policiales.

Los organizadores de la exposición deben pagar daños y perjuicios por un texto que perjudicó la reputación de unos funcionarios

Sin embargo, el Tribunal ordenó a los organizadores que compensaran a dos de los cuatro agentes de policía debido a que las descripciones de las fotografías empañaban su reputación. Los organizadores están considerando por su parte recurrir debido a que no fueron ellos quienes escribieron estas notas.

En cualquier caso, el Tribunal ha ratificado el derecho a publicar imágenes no pixeladas de agentes de policía desempeñando sus funciones oficiales en espacios públicos. Los organizadores tienen intención de seguir adelante con la exposición "DON'T SHOOT" para abrir un debate sobre esta cuestión de interés público. La próxima exposición tendrá lugar en el Festival de Mimouna, del 30 de noviembre al 1 de diciembre de 2019, en la antigua estación de tren de Josaphat en Schaerbeek.