Polonia deniega la entrada a migrantes tayikos que huyen de la persecución en su país

La información que llega de los extranjeros que buscan asilo en Polonia indica que la policía de fronteras polaca lleva semanas denegando la entrada a muchas personas.

La Fundación Helsinki de Derechos Humanos (HFHR) ha hecho un llamamiento a más de 20 organizaciones internacionales especializadas en la protección de los derechos de los refugiados acerca de la preocupante información que llega sobre las devoluciones en la frontera polaca.

"La situación de los tayikos es la más preocupante. En las últimas semanas a la mayoría de ellos se les denegó la entrada en la frontera de Terespol/Brest donde llegaron a solicitar asilo en Polonia", dice Marta Szczepanik de HFHR. "Es importante destacar que en este último año la situación en Tayikistán es cada vez peor". Los informes de las organizaciones internacionales que trabajan allí señalan que los disidentes que viven en el extranjero pueden ser víctimas de tortura en caso de que regresen al país".

Los migrantes tayikos tampoco se pueden quedar en Bielorusia, pues el país tiene un acuerdo de extradición con Tayikistán.

En su llamamiento, HFHR llamó la atención sobre el estatuto del refugiado del Convenio de Ginebra, bajo el que está prohibido devolver o expulsar a personas que llegan buscando protección antes de que sus casos hayan sido analizados.

Huyendo del terror

HFHR ha pedido a las organizaciones internacionales que comprueben si Polonia respeta el derecho al acceso a la protección internacional en la frontera este del país.

"En Terespol hablé con la mayoría de las familias que están buscando protección en Polonia", señala Marta Szczepanik. "Un matrimonio que probablemente tendrá que abandonar Rusia hoy, ya que no hay ninguna ley que les permita estar más tiempo en Bielorusia, son activistas de una organización juvenil -ilegalizada el año pasado- que colaboraba con el partido opositor más fuerte. Los miembros de esta organización ahora se encuentran en la cárcel o escondidos. De este matrimonio, uno de ellos había pasado siete meses en la cárcel y al salir decidieron huir del país por miedo a la persecución",

Polonia tiene obligaciones

La legislación internacional, de la UE y polaca obligan a Polonia a llevar a cabo procedimientos legales justos para todas las personas que busquen protección internacional.

"Las instituciones polacas pueden estimar que aquellos que solicitan el estatuto de refugiados no corren el riesgo de persecución y denegarles la protección", explica Daniel Witko, abogado de HFHR. "Pero en la frontera de Terespol/Brest no están llevando a cabo ni siquiera ese procedimiento. Los extranjeros necesitan la oportunidad de buscar asilo, sin que se les deniega la protección directamente".

Según una decisión oficial del 29 de julio, las familias deben regresar a Rusia y no recibirán asilo en Polonia.

Los abogados de HFHR están en contacto con las familias de Tayikistán y están considerando nuevos pasos legales.