Cuba detiene a activistas mientras la UE mira para otro lado

A pesar de que la UE abre sus puertas al gobierno cubano, los defensores de derechos humanos continúan siendo detenidos a diario. ¡Firme la petición y únase a Civil Rights Defenders para exigir su liberación inmediata!

Cuba detiene a activistas mientras la UE mira para otro lado

Exigimos que el gobierno cubano libere inmediatamente a Lismeirys Quintana y a todos los defensores de derechos humanos y presos políticos de la cárcel, y que la UE garantice que los derechos humanos estarán en el centro de todos los debates con las autoridades cubanas en sus negociaciones políticas y comerciales.

La activista cubana de las Damas de Blanco, Lismeirys Quintana, fue condenada el 27 de marzo por el Tribunal Popular de Marianao, La Habana, a seis meses de cárcel por razones políticas por "impago de multas".

El 29 de enero, otra Dama de Blanco, Aliuska Gómez tuvo que presenciar la detención de su hijo de 17 años, Rey Hanoy Marrueto Gómez, debido a la labor de derechos humanos de su madre.Todavía no ha tenido lugar el juicio, pero permanece encerrado en la cárcel juvenil de Jovenes de Güatao dos meses después de su detención.

'No ha cambiado nada'

Tanto Lismeirys como Aliuska participaron en las formaciones sobre derechos humanos de Civil Rights Defenders el año pasado. Civil Rights Defenders exige la liberación inmediata e incondicional de Lismeirys Quintana y Rey Hanoy Marrueto Gómez.

"Nada ha cambiado en lo que respecta a la reforma de los derechos humanos desde que Estados Unidos, la UE, Suecia y muchos otros abrieron sus puertas al gobierno cubano. Civil Rights Defenders, junto con nuestros socios cubanos, ha luchado por la inclusión de los defensores de derechos humanos en la implementación del Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación (ADPC) entre la UE y Cuba que se firmó en diciembre de 2016", dijo Erik Jennische, director del programa para América Latina de Civil Rights Defenders.

Lismeirys Quintana ha sido condenada a seis meses de cárcel por razones políticas. Foto: Claudio Fuentes

Las Damas de Blanco nacen de la "Primavera Negra"

Las Damas de Blanco fueron fundadas por la profesora Laura Pollán y un grupo de esposas e hijas de los 75 activistas por la democracia condenados a prisión durante la "Primavera Negra" de 2003.

Los activistas fueron condenados a un total de 1.456 años de cárcel, y fueron liberados como resultado de un acuerdo diplomático internacional en el que participaron la Iglesia Católica y el gobierno español.

"La UE ha ignorado completamente nuestras demandas. El gobierno cubano no está interesado en cambiar el sistema político o legal actual, por lo que es preciso ejercer presión nacional e internacional hacia el régimen para lograr que haya un cambio. El Parlamento Europeo votará el ADPC en unos meses y el único voto razonable hasta que el gobierno cubano haya liberado a todos los presos políticos es: "no"", agregó Jennische.

Lismeirys Quintana y Aliuska Gómez y muchas otras mujeres continúan la tradición de hacer campaña todos los domingos con protestas pacíficas exigiendo la liberación de todos los presos políticos que se encuentran detenidos en Cuba. Desde abril de 2016, las autoridades cubanas han colocado agentes de policía frente a sus casas los domingos para detener a cualquier persona que abandone el hogar.

Detenciones masivas

Según la Comisión Cubana para los Derechos Humanos y la Reconciliación Nacional (CCDHRN), durante el año 2016 hubo 10.000 detenciones por razones políticas, de las cuales casi 500 fueron en enero y febrero. Muchos de los detenidos fueron sometidos a un trato brutal por parte de la policía.

En febrero de 2017, 45 Damas de Blanco fueron detenidas por las fuerzas de seguridad del Estado por protestas pacíficas, principalmente en La Habana y Matanzas. Las supuestas multas impuestas contra Quintana son por participar en la campaña #TodosMarchamos, que aboga por la liberación de los presos políticos a través de la marcha pacífica todos los domingos.

Lismeirys fue recientemente trasladada a la famosa cárcel de Sancti Spiritus, a 400 kilómetros de su casa en La Habana.

Hacemos un llamamiento al gobierno cubano para que libere inmediatamente a Lismeirys Quintana y a todos los defensores de los derechos humanos y presos políticos y a que la UE garantice que los derechos humanos estarán en el centro de todos los debates con las autoridades cubanas en sus negociaciones políticas y comerciales.

Para más información, póngase en contacto con:
En Estocolmo: Erik Jennische (inglés, sueco y español) erik.jennische@crd.org.

Para más información sobre la situación de derechos humanos en Cuba, pinche aquí y acceda al informe del país compliado por Civil Rights Defenders